Skip to content

Dos artículos de El País de hoy

12 septiembre, 2010

Se revuelven las ideas después de leer El País de hoy. Por un lado la noticia en el apartado de economía sobre el 20,4% de paro en España y su comparación con el resto de Países de la OCDE, en especial Finlandia (donde va a celebrarse la cumbre sobre la situación económica mundial) y otros como Brasil, que nos hace salir los colores de vergüenza. Por otro lado el artículo en el suplemento de negocios donde se comenta el nuevo libro de Jeff Jarvis ‘Y Google, ¿Cómo lo haría?’. Me salgo del tema habitual, ya que hablar de economía no es hablar de Business 2.0, ni de Tendencias TI ni de Cloud Computing, pero no puedo evitarlo. Perdonadme.

Es inevitable enlazar la situación económica y del paro con la reforma laboral que lleva a los sindicatos a la huelga general. Y después de leer el artículo sobre Jeff Jarvis, yo también me pregunto: ‘Y Google, ¿cómo habría afrontado la reforma laboral?’.

Mis ideas: en un mundo donde los negocios, cada vez más, piden innovación y creatividad, donde el paradigma de empresa es Google: Hagas lo que hagas, Google lo acabará haciendo mejor que tú, y además gratis (como se cita en el mismo artículo), no vale con una reforma laboral para resolver un problema, el paro, que tardará años -la mayoría coincide en un período necesario de diez años- para volver a los niveles donde estábamos. Eso es mirar muy pobremente la situación: recetas de siempre para problemas aparentemente de siempre, pero por causas cada vez nuevas. En esto también se debería innovar.

Seguro que el gobierno lo podría haber hecho mejor y no lo ha hecho por el temor al impacto en unas elecciones, y no miran más allá. El principio de gestión de la empresa que nos dice que al tomar decisiones debemos pensar siempre en que la empresa va a continuar siempre, no se aplica en política (española ó autonómica), donde la empresa dura sólo cuatro años y luego vuelta a empezar. Pero cuando se reconoció la situación económica general y se tomaron iniciativas como ‘estoloarreglamosentretodos.com’ (al principio me pareció prometedor, luego oportunístico y, finalmente me convencí de que alguien estaba sacando mucha pasta a costa de los demás, en definitiva, un fraude construido sobre las esperanzas de muchos), no se tuvo en cuenta nunca que el escenario económico hace muchos años que está cambiando y que lo hace de forma continuada.

Uno de los cambios es que el trabajo, tal y como lo entendían muchos de nuestro padres, no existe. No debemos esperar que un trabajo nos dure toda la vida (laboral), sino que tenemos que plantearnos qué debemos hacer para tener trabajo toda la vida (laboral), y esto no aparece por ninguna parte en la cuestionada reforma, o yo no sé encontrarlo, o no sé escuchar a los ministros y políticos cuando hablan de ello. Si es que lo hacen. Y para tener trabajo durante toda nuestra vida laboral, vamos a tener que reinventarnos unas cuantas veces, en ocasiones pensando en cómo lo haría Google.

Muchos hemos aprendido este nuevo principio ‘a lo vivo’ (sin anestesia) durante nuestra vida profesional, con sorpresas a veces desagradables. Por suerte para algunos, se empieza a incluir en alguna asignatura de alguna escuela de negocios, no sé decir en cuál, y algunos de los jóvenes saltan a la arena con una mentalidad distinta, otros principios laborales y/o profesionales. Pero no es suficiente. Posiblemente, cuando los políticos insisten en los planes de reciclaje y formación de los desempleados, se refieren a esto: debes prepararte para poder hacer otra cosa, de aquello que trabajabas, no hay. Pero luego, cuando redactamos nuestros currículums para optar a un puesto de trabajo (aparentemente vacante), resulta que insistimos en nuestra experiencia y habilidades para ese puesto concreto…y los entrevistadores nos evalúan en base a dicha experiencia y capacidad adquirida durante nuestros años trabajando.

Resulta, pues, que para encontrar nuevo trabajo deberíamos reinventarnos, como tantas otras cosas, como Google, pero las estructuras empresariales más extendidas son tan clásicas y conservadoras que no entienden este intento de reinvención, esta capacidad de adaptación, sino que quieren a quien lo puede hacer mejor en base a su experiencia y, la mayoría de las veces, rechazan a quien está intentando reinventarse. Seguramente hasta Google haría lo mismo.

En resumen: la reforma laboral no es suficiente. Tenemos que estar dispuestos y preparados para reinventarnos cada cierto período de tiempo. Pero habría que reformar la gestión de los negocios para estar dispuesta a esta reinvención. Y, seguramente, para que esta reforma se produjese, sólo habría que conseguir que las personas pensasen de una forma distinta. Los que seleccionan y nosotros mismos (formación, mentalidad abierta, ideas creativas, planes de apoyo a los desempleados -alguno hay que vale la pena, pero no son suficientes-, etc…

From → Business 2.0

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: